Si hablamos de rol, hablamos de… el SMN parte 5

Escrito por
Categorías: Puro rol

bandera_de_mexico

Que onda rolectores, yo se que ya casi se acaba el mes, pero vean el lado positivo, no tienen que esperar tanto para el siguiente artículo. Déjenme decirles algo, esto de ir cada ocho días a marchar más que ser de resistencia física es de resistencia mental, cada viernes es difícil hacerse a la idea de que hay que dormir temprano para levantarse temprano, rasurarse y viajar aproximadamente una hora hasta la base para estar parado en el frío de la mañana y luego en el calor de la tarde; he querido desistir pues es bastante pesado y sobretodo el regreso a casa pues hace mucho calor, estamos todos cansados, sedientos, sudados, quemados y luego hay que meternos todos a un camión con apenas algunas ventanas, pero es el deber de todo mexicano ser patriota y servir a su país y fallar no es opción, por lo menos no para un Hijo del Rol.

El primer fin de semana fue doble, el sábado nos avisaron que también tendríamos que ir el domingo por ser 5 de mayo (conmemoración de La Batalla de Puebla) y ensayamos la ceremonia que se realizaría al día siguiente, fue aburrido y cansado porque teníamos que estar parados a pleno rayo de sol en lo que supongo es la plancha general de ceremonias de la base, pues todos los batallones llegamos a ésta que está ubicada atrás de todos los batallones,  nos formaron desde las 9 de la mañana hasta como hasta las 12, nos dejaron ir un poco temprano pues no hubo educación física.

El programa fue: Honores a la bandera, escuchar el discurso del presidente y aprovechar para que el servicio militar tome protesta de defender a la patria; y todo eso con una transmisión simultánea desde Puebla (donde estaba el presidente y dirigió la ceremonia oficial),  desde ese momento me comprometí a defender con mi vida a mi país, mi presidente y los ciudadanos que en ella viven en caso de que alguien se atreva a perturbar la integridad o libertad de alguno de éstos (mmm… Espero que eso nunca pase) aunque prácticamente todos aquellos que tienen su cartilla incluyendo los que les tocó bola negra tienen dicho compromiso; de cualquier modo ya que el sábado únicamente nos dedicamos a ensayar la ceremonia y el domingo solo asistimos a la ceremonia, que en realidad no duró mucho (20 minutos), estuvo bastante tranquilo sobre todo porque el siguiente sábado estuvimos francos (no asistimos).

El tercer y cuarto sábados tampoco estuvieron muy agitados, excepto por la hora de educación física, esa siempre es agitada; después de pasar lista y hacer honores a la bandera tuvimos instrucción de orden cerrado, pero los sargentos eran otros, pues unos habían regresado de operaciones en Tamaulipas y los que nosotros ya conocíamos se fueron, de hecho el domingo regresando de la ceremonia llegando a nuestro batallón vimos a algunos que habían regresado y el sargento Molina (con el que ya habíamos estado tres fines de semana seguidos) nos dijo que ya le tocaba a él irse al siguiente día.

Éste mes fue de ecología, nos hablaron de la reforestación, de cómo se plantaba un arbolito, como se hace la composta, de el agua en el planeta, de la contaminación y cosas así; como no eran temas extensos pues fue una plática rápida y nos preguntaron que pensábamos, y el resto del tiempo les preguntábamos a los sargentos de cómo era ser soldado, las experiencias que han tenido y cosas así, y todos concuerdan en que la situación está difícil y que una cosa es la teoría y otra es la práctica.

Una vez más, todos nos hacen hincapié en que aprovechemos lo que se nos enseña, incluyendo el ejercicio, a cada rato nos dicen échenle ganas, eso les sirve, es por su bien y supongo que es cierto pues es algo sano, no es algo malo, inclusive es motivante para terminar todo el adiestramiento y al final recoger mi cartilla con el orgullo de haber cumplido con el servicio militar.

Parte 1
Parte 2
Parte 3
Parte 4

imagenes de apoyo: Napo-4V

Deja un comentario